El jueves, octubre 13, 2005 escribí esto:

Depredador

Mi lado oscuro desea que calmes su hambre. Pasar de ese abrazo a un beso, de ese beso a un torbellino, y de ahí en adelante ya no hay límite. Que la mano que posas en mi pierna recorra todo mi cuerpo. Que tus labios callen con susurros los alaridos de mi cabeza. Que confirmes o desmientas lo que aquella noche me dijiste...
Mi lado oscuro desea que tu piel sea su única piel y sea abrigo contra el invierno en mí. Que tus ojos se me claven en las retinas de nuevo, se hundan en mí hasta hacerme sentir desnudo.
Desea tus besos en mi cuello, tus manos en mi espalda, tu pelo por mi cara, tus suspiros ahogados, la sorpresa reflejada en tu cara de buena la primera vez que nos besamos, tu cabeza en mi hombro, tu presión en mi pecho y la pared en mi espalda...
Te veía hablar. Tus ojos de gata, tus labios, tus manos... Todos tan inquietos como tú. Confías en mí. Me cuentas lo que te preocupa, y esperas mi consejo. Te lo doy, y me agradeces todo lo que hago por tí. Me dices que lo que te dije el otro día era cierto, que te ayudé a superar ese pequeño gran bache.
Mi lado oscuro espera el mínimo resquicio, la mínima mirada furtiva, el mínimo roce fuera de lugar... pero lo mantengo bajo control.
Mi lado oscuro desea que cures sus heridas. Es la solución fácil.

Comments:
Igual deberías dejar de controlar tanto tu lado oscuro...A lo mejor Ojos de Gata lo está esperando...Sé malo ;-)
 
Publicar un comentario

<< Home